Bekia Viajes

Usuario:

Contraseña:

Europa / Dinamarca
 
 
ATRACCIONES

Vive un Halloween de miedo en el Tivoli de Copenhague

El célebre parque de atracciones de la capital danesa se transforma por completo para celebrar la fiesta más terrorífica del año.
 
Restaurante Nimb de Tivoli en Halloween

La fiesta de Halloween ya se ha convertido en una tradición extendida por toda Europa y asimilada en la cultura popular, en especial de los más pequeños. Uno de los sitios donde mejor puede comprobarse es en los Jardines del Tivoli en Copenhague. Ubicado en pleno centro de la capital danesa, en frente de la estación central (København), este parque de atracciones fue inaugurado en agosto de 1843, convirtiéndose así en el segundo parque más viejo del mundo.

Entrada al Tivoli de Copenhague en Halloween
Cada año, una media de cuatro millones de personas pasean por sus calles, disfrutan de sus espectáculos, degustan la variedad culinaria de sus restaurantes y, como no, se lo pasan en grande con sus atracciones. El acceso al Tivoli es gratuito para los menores de 7 años y cuesta 95 coronas para los adultos, aunque es posible adquirir combos más económicos con otras atracciones de la ciudad o utilizar la Copenhagen Card turística. Cada atracción se paga por separado, con precios que van desde las 25 a las 75 coronas.

Tivoli cambia por completo para Halloween


Tivoli es un parque estacional, es decir, sólo abre en tres periodos al año: verano, Navidades y Halloween. Del 12 al 28 de octubre, el parque se transforma por completo con miles de calabazas, telas de araña y brujas rondando por las calles. La decoración está cuidada al detalle y no escatiman en gastos para conseguir transmitir las atmósfera más aterradora y propicia para Halloween que puedas imaginar.

Pasear por el Tivoli en Halloween es una experiencia única, descubriendo algún nuevo detalle en cada rincón. El parque ofrece además varias actuaciones gratuitas para toda la familia: un musical protagonizado por unas simpáticas brujas, un teatro de mimos y un desfile diario (14:00 ó 16:00 horas) que recorre el parque con los personajes de Halloween y los tradicionales guardias del parque.

El Tivoli de Copenhague de noche

Al caer la noche, los Jardines del Tivoli cambian y se vuelven más terroríficos si cabe. Muchas de las calabazas se iluminan y el naranja y el negro se fusionan con el frío danés en invierno. Las decoraciones cobran una nueva vida con los juegos de luces y las brujas del parque pueden sorprenderte en cualquier esquina. La jornada termina con un espectáculo laser de luz, agua y color en el estanque central del Tivoli.

Un día en familia o una experiencia gourmet para recordar


Los jardines del Tivoli ofrecen un gran abanico gastronómico para pasar la jornada sin necesidad de abandonar el parque. Si lo visitas en familia y con el presupuesto ajustado, puedes decantarte por cualquiera de los puestos de comida rápida o bien visitar dos de los más famosos restaurantes de Tivoli: el Hard Rock Café, donde sirven comida americana, y Grøften, uno de los restaurantes más populares de Dinamarca, donde predomina la cocina local.

Calabazas de Halloween en el Tivoli de Copenhague

Si tienes tiempo y dinero para algo más elaborado puedes degustar carne de calidad en A Hereford Beefstouw o bien visitar Nimb, un hotel restaurante dentro del parque con brasería, grill, terraza o vinoteca entre otros servicios gastronómicos.

Ya viajes en pareja, con amigos o con niños, los Jardines del Tivoli es una visita obligada si quieres disfrutar de uno de los ambientes de Halloween más genuino en Europa.
Diego López | 22 de Octubre de 2012